Cultura

Arte, pintura, moda y agua para concienciar en Málaga en el Día Mundial de los Océanos

Málaga ha acogido este lunes un singular desfile con el que el Centro Internacional de Formación de Autoridades y Líderes (Cifal) ha conmemorado el Día Mundial de los Océanos. En concreto, se han podido ver trajes diseñados por Manuel Fernández, presidente de Fashion Art Institute y han sido elaborados con material reciclable y pintados en el fondo del mar a través a una técnica vanguardista inspirada en la posidonia.

Al acto han asistido el alcalde de Málaga en funciones, Francisco de la Torre; el presidente de la Autoridad Portuaria, Carlos Rubio; la vicepresidenta de la Confederación de Empresarios de Málaga (CEM), Natalia Sánchez; el presidente del Clúster Marítimo, Javier Noriega; la presidenta del Aula del Mar, Cristina Moreno; el director de Cifal Málaga, Julio Andrade; la actriz Loles León, embajadora de Fashion Art Institute, y el diseñador Manuel Fernández, además de asociaciones y escolares.

Así, durante el acto se ha proyectado un vídeo sobre el trabajo en el mar del diseñador, donde se ha mostrado la elaboración de los trajes y la pintura realizada en el fondo del mar, así como el uso de prendas de reciclaje y el trabajo de costura con comunidades vulnerables.

Posteriormente, ha tenido lugar el desfile de los diez trajes de alta costura desplazados a Málaga para la ocasión con los que se ha querido destacar la importancia de cumplir el Objetivo 14 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), que recuerda que los océanos del mundo –su temperatura, química, corrientes y vida– mueven sistemas que hacen que la Tierra sea habitable para la humanidad.

El desfile ha contado con diez trajes únicos del diseñador, de los cuales cuatro han sido pintados en el fondo del mar elaborados con material reciclable por el artista Alfonso Cruz gracias a una técnica vanguardista inspirada en la posidonia y otros seis intervenidos por los artistas plásticos internacionales Demo (España) Facundo Fierro (España), Mar Paz Caramillo (Colombia), Saco Cuesta (Ecuador), Jesús Zurita (España) y Rocío Arévalo (Chile), que plasman en sus obras motivos del fondo del océano. Todos ellos diseñados por Manuel Fernández, presidente de Fashion Art Institute, y que pondrán verse, además, expuestos en Málaga.

De esta forma, Cifal de Málaga, conjuntamente con el Aula del Mar, el Clúster Marítimo-Marino de Andalucía (CMMA), UN Global Compact y Fashion Art, en colaboración con Nueva Moda y Grupo Totten, se ha unido a los actos conmemorativos del Día Mundial de los Océanos.

Durante su intervención Manuel Fernández ha explicado que hace 20 años se le ocurrió la idea de fusionar moda y arte, incidiendo en que «antes era un poco ciencia ficción el intervenir en trajes blancos» pero «ha ido evolucionando y estoy trabajando mucho en la agenda 2030».

En este punto, ha dicho que exponiendo en Cuba conoció a un artista plástico que era submarino: «Me pareció curioso, raro y dije por qué no podemos hacer algo». «El proyecto partió de la posidonia, que también es grave», y «se nos ocurrió hacer estos trajes y el resultado es bastante espectacular, sobre todo, las imágenes» de cómo se llevaron a cabo.

DE LA TORRE: «VIVIRLO COMO UN RETO PERSONAL»

El alcalde de Málaga en funciones ha dicho que para que los objetivos para 2030, entre los que está la vida submarina, sean una realidad «tenemos que conseguir que todo el mundo lo sienta y lo viva como propio». «Creo que ese es el papel más importante de este acto», ha valorado.

Ha incidido también en la importancia de respetar los mares y océanos, que es trabajar de una «manera inteligente» para respetar la vida del planeta y para conseguir «un futuro sostenible en todos los sentidos».

Se ha referido, entre otros, a la agresión de los plásticos y ha apostado por pedir que no haya bolsas de plástico y utilizar bolsas degradables «de verdad» o llevar cada uno la suya; no usar toallitas o no verterlas al váter, así como no dejar plásticos en las playas o usar cremas de protección solar sin microplásticos. A juicio del alcalde en funciones, «podemos hacer mucho para alterar esas cifra brutal de millones de toneladas de plástico que van al mar».

«Tenemos que vivir estas cosas como una aventura, como un reto personal y si lo hacemos así ganaremos la batalla de salvar los océanos», ha destacado, insistiendo en que «es una lucha de todos y la ganaremos».

Al respecto, Loles León ha afirmado que le ha parecido «fantástico» lo dicho por el regidor de Málaga en funciones, por lo que le ha propuesto «una gira por toda España con este discurso». «No sólo en las ciudades que tienen mar, se tienen que enterar en el resto del Estado español de lo que hay que hacer con el mar».

«El mar da vida y nos da de comer», ha defendido León, advirtiendo de que «si lo ensuciamos acabará muriendo y nosotros, por una parte, también». «No hay que ensuciarlo, hay que respetarlo y cuidarlo», ha dejado claro.

Ha reconocido que el no utilizar plásticos «nos va a llevar muchos años», pero «de aquí hasta 150 años que yo pienso vivir y lo pienso ver tenemos tiempo de reciclar, de arreglar y, sobre todo, educar a los principales, que somos nosotros, los seres humanos, que somos los que más ensuciamos y más destrozamos».

Por su parte, Andrade ha señalado que este tipo de iniciativas ponen el foco en lo que está ocurriendo, recordando, en este sentido, que en 2050, si todo continúa igual, «desgraciadamente habrá más plástico que peces». Además, ha dicho que más de ocho mil millones de toneladas son vertidas a los océanos cada año.

El presidente de la Autoridad Portuaria, Carlos Rubio, ha incidido en que este tipo de iniciativas como es el Día Mundial de los Océanos es «poner sobre la mesa que nos afecta a todos y todos debemos volcarnos». Ha dejado claro que el Puerto de Málaga, como todas las instituciones «nos vamos a volcar y vamos a hacer lo más visible posible nuestro compromiso con el futuro del planeta, que depende mucho del futuro de los océanos».

Eso sí, ha dicho que «mientras no seamos capaces de trasladar todo esto al comportamiento individual de cada uno de nosotros no habremos conseguido nada», valorando este tipo de iniciativas.

Por su parte, la presidenta del Aula del Mar ha destacado esta celebración, recordando, además, que el Aula este año cumple su 30 aniversario: «30 años intentando convencer de lo sensible que es el medio marino y la necesidad de que todos lo conservemos y lo protejamos». «Nos hemos dado cuenta de lo sensible que es el mar y lo que nos necesita», ha defendido.

El presidente del Clúster Marítimo, de igual modo, ha señalado que Andalucía «es la puerta del Mediterráneo y del Atlántico» y ha incidido en que Málaga «mira al mar, por lo que es un privilegio contar con una actividad creativa». También ha incidido en la importancia de la sosteniblidad. «El mar es un mar de oportunidades, de empleo, de estrategia y que no podemos desaprovechar», ha agregado.

Por su parte, la vicepresidenta de la Confederación de Empresarios de Málaga (CEM), asimismo, ha hablado del doble enfoque desde la perspectiva empresarial, como es el mantenimiento y cuidar de los océanos para que la biodiversidad pueda desarrollarse y, por otra parte, de potencialidad que ofrece el mar.

En este sentido, ha hablado del «crecimiento azul», del que ha dicho, «nos lleva a que haya una actividad económica asociada a ello», vinculándolo, de igual modo, a la agenda 2030 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, ha concluido.

mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *