Cultura

El Museo de Málaga acoge un proyecto de integración de personas con problemas de salud mental del Hospital Regional

La Unidad de Rehabilitación de Salud Mental del Hospital Regional de Málaga ha concluido el proyecto de arteterapia ‘AduanizARTE’ con una exposición de obras de arte realizadas por personas con problemas de salud mental.

Este ciclo, llevado a cabo en colaboración con la Fundación Andaluza para la Integración Social de Personas con Enfermedad Mental (Faisem), la Asociación de familiares y personas con enfermedad mental (Afenes) y el Museo de Málaga, comenzó el pasado mes de marzo tras el éxito de la misma actividad en dos ocasiones previas, con el objeto de empoderarlos a través de la cultura, el patrimonio cultural y la historia.

Durante 12 sesiones de trabajo en el Museo de Málaga en el Palacio de la Aduana, los asistentes de entre 30 y 50 años han reflexionado sobre el papel que los individuos y grupos heterogéneos pueden desempeñar en el conjunto de la sociedad, utilizando la historia y la antigüedad clásica -Grecia y Roma- como medio de proyección de sus propias dificultades, aspiraciones y metas de reinserción socio-familiar.

Entre marzo y junio han elaborado diferentes obras de arte que se expondrán hoy para clausurar el proyecto, según han recordado la Junta a través de un comunicado.

De igual modo, y al mismo tiempo se ha iniciado un proyecto de investigación para evaluar la efectividad clínica de la Arteterapia en el proceso de recuperación dentro de los museos y compararlo con la práctica clínica habitual.

A la clausura este martes de estos talleres, han acudido la delegada de Fomento, Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Cultura y Patrimonio Histórico, Carmen Casero, y el delegado territorial de Salud y Familias, Carlos Bautista, que han admirado las obras de arte elaboradas por los usuarios.

Así, Casero ha felicitado la calidad artística de las creaciones y ha valorado “que el museo de Málaga acoja un programa de arteterapia en el que estas personas puedan desarrollar su creatividad y mejorar su autoestima, al tiempo que aprenden historia”.

Por su parte, Bautista ha manifestado la importancia del formato para que los participantes se sientan partícipes del tratamiento “con una inclusión social a través del uso de espacios no sanitarios a través de un programa basado en las cualidades y habilidades”.

En las sesiones, los participantes han conocido la Grecia y Roma Clásica a través de las distintas piezas que posee el Museo de Málaga, como el casco corintio de bronce que data del siglo VI antes de nuestra era. Además, durante el programa, han visitado el Teatro Romano y han recibido la visita de los recreacionistas de Gilena ataviados con los trajes típicos de la antigua Grecia.

La Unidad de Salud Mental del centro ha diseñado las actividades a través de guiones psicoanalíticos actualizados tomando como referencia otros de mediados del siglo XX y han sido vehiculizados a través del Departamento de Difusión del Museo y con las aportaciones instrumentales de los monitores de Faisem y Afenes.

Guiadas por especialistas y monitores en salud pública y en museos, los talleres han girado en torno a varios ejes: el grupo, el museo como institución, la identidad, las fortalezas del ser humano, la música y el ritmo como medios de expresión del cuerpo, el entorno del individuo y del museo, la sociedad que apoya y el proceso creativo a través de la historia.

Así, el enfermero de Salud Mental del Hospital Regional e ideólogo del proyecto, Paco Durán, explica que a través de esta iniciativa se ha mejorado la relación entre el profesional y el paciente al alejarse del formato preestablecido, mejorando, también aspectos como la autoestima, la creatividad, la comunicación no verbal y la concentración.

La Unidad de rehabilitación de Salud Mental del Hospital Regional de Málaga organiza cada año diferentes acciones dirigidas al empleo de la arteterapia como parte de la asistencia a las personas con problemas de salud mental. Así, desde 2015 ha celebrado de forma anual los ciclos de ‘Correspondencias’ con el Museo Carmen Thyssen de Málaga y desde 2016 ha celebrado las sesiones ‘Picasso: Ventana abierta’ con la Fundación Picasso de Málaga.

Además, desde el pasado octubre esta unidad también ha participado en el proyecto ‘Recupe-RANDO’, que se enmarca dentro de una escuela taller en el Atelier del Museum Rando, donde usuarios no ingresados de la Unidad de Gestión Clínica de Salud Mental del centro sanitario han aprendido a manejar técnicas plásticas, tanto a nivel teórico como práctico, con la ayuda de artistas y educadores.

mostrar más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *